Forma y método de reparto:

Como empresa de distribución publicitaria, nuestro fin es la colocación de la publicidad en el buzón personal de cada vivienda. Nuestra experiencia nos ha hecho seguir una serie de pautas generales que detallamos:

 ·        En primer lugar se ha de considerar el buzón como propiedad privada por lo que no podemos saltarnos las normas para no tener problemas legales. Por tanto si el propietario expresa que no desea publicidad lo respetamos, como mucho dejaremos 1 ó 2 folletos  bajo puerta o en puerta.

·        En viviendas con buzón comunitario o exterior se dejan un máximo de 5 folletos (independientemente de la cantidad de vecinos).

·        Las viviendas de menos de 6 - 8 timbres tienen la dificultad para entrar, la falta de buzones personales o la ausencia de vecindario para abrir, nos obliga a dejar bajo puerta 1 ó 2 folletos bajo puerta o en la reja.

 ·        En viviendas con servicio de portería en caso de que no dejen introducir la publicidad en el buzón esta se  entrega en mano al portero se le dejara en el mostrador o donde indique, no dejando más de 10 folletos aunque la cantidad de viviendas sea superior.

Las normas comentadas son fruto de la experiencia y la forma más normal de buzoneo, seguidas por la mayoría de las empresas del sector, no por ello estas pueden variar en función de cada cliente siempre respetando la propiedad privada